lunes, 31 de marzo de 2008

Nada es lo que parece

Para ejercitar la creatividad se suele proponer el ejercicio de ver las cosas de diferentes maneras y desde diferentes puntos de vista. Las obras de Chema Madoz deberían incluirse como ejemplo para abrir las mentes y como ejercicio de creatividad continuo. Este fotógrafo toma los objetos cotidianos para darles un giro inesperado y mostrarlos de forma sorpresiva. Ha sido reconocido con premios como el Nacional de Fotografía y es uno de los máximos exponentes de la creatividad en el campo fotográfico.
Su biografía aparece en Wikipedia y sus fotografías en su web personal. Además aparece en la lista WIP en el número 3477 del Top Wip mundial y el 84 de España, siendo superado dentro del mundo de la cultura por un arquitecto. Merece la pena pararse a reflexionar con y sobre ellas. Seguro que esa forma de ver los objetos cotidianos podemos aplicarlo a nuestra empresa y a nuestro día a día, y más de una nos proporcionará una sonrisa.

No hay comentarios: